Fórmula 1 y el sueño del regreso de Argentina a la competencia

Compartilo

El crecimiento de la categoría más importante de automovilismo del mundo hizo que dirigentes y políticos alienten la idea de volver a traer a la Fórmula 1 al país.

La Formula 1 es conocida como la categoría reina dentro del mundo automovilístico. Es la más prestigiosa y en la que todos los pilotos sueñan con correr más allá de otras categorías deportivas en las cuales Argentina tiene un lugar en la historia. Basta nombras a Diego Maradona y Leonel Messi en el fútbol; Juan Martín Del Potro y Gastón Gaudio en el tenis o Emanuel Ginobili y Luis Scola.

En el caso de la Fórmula 1, Argentina tuvo 22 participantes. Uno se destacó por sobre el resto, Juan Manuel Fangio, pero los otros 21 han igualmente dejado su huella. Fangio es el más imponente porque ganó cinco veces el campeonato mundial de pilotos. José Froilán González con nueve temporadas en la F1 es otro de los destacados, junto a Carlos Reuteman, el último argentino en conseguir una victoria. El último en participar en la categoría reina fue Gastón Mazzacane durante los años 2000 y 2001, pero previo a él, en los años 1997 y 1998 corrieron Norberto Fontana y Esteban Tuero.

La lista de pilotos argentinos de Fórmula 1

La lista de 22 pilotos la completan Pablo Birger, Jorge Daponte , Alejandro De Tomaso, Oscar Galvez, Adolfo Schwelm Cruz, Jesús Iglesias, Roberto Bonomi,  Nasif Estéfano,  Alberto Rodríguez Larreta, Miguel Angel Guerra, Clemar Bucci, Carlos Menditeguy, Onofre Marimón, Roberto Mieres, Oscar Larrauri y Ricardo Zunino. 

Entre los pilotos argentinos, se destacó Carlos Reutemann (de mono rojo)

Argentina no solo fue una gran exportadora de pilotos, sino que también contó con 21 ediciones del GP de Argentina, todas ellas en el Autódromo de Buenos Aires, en tres períodos: 1953 a 1960, 1971 a 1981, y 1995 a 1998, con ausencias en 1959 y 1976. El argentino Juan Manuel Fangio es el mayor ganador del Gran Premio de Argentina con cuatro triunfos, siendo además el único piloto local en ganarlo. 

Todavía en el autódromo Juan y Oscar Gálvez se puede oler el caucho quemado de aquel inolvidable 12 de abril de 1998 cuando Michael Schumacher, uno de los pilotos más importantes y ganadores de la historia con siete títulos mundiales se hacía con el triunfo de aquel último GP. 

En esa carrera también corrió Esteban Tuero, argentino que en ese entonces corría para la escudería Minardi.

Resumen del GP de Argentina de 1998.

El largo camino hacia la Fórmula 1

El camino a la Fórmula 1 no es ni fácil ni corto. No es excluyente pero todos los pilotos han comenzado a correr antes de los ocho años en karting y asimismo también el hablar fluido inglés es muy importante para que los equipos se fijen en algún piloto. 

Hace muchos años llegar a la categoría reina era más simple. Solo con dinero, sponsors, talento y algo de suerte se podía llegar, pero la FIA incorporó algunas normas básicas que deben respetarse y cumplirse para que los pilotos lleguen bien preparados a una categoría tan riesgosa y exigente como la F1. 

Previo a esta categoría, existen la F4, F3 y F2, categorías soporte de la F1. En el recorrido en ellas se van sumando puntos para la “Superlicencia de la Federación Internacional del Automóvil (FIA)” establecida desde 2016. Es un requisito excluyente para correr en la F-1 y que ahora se otorga a partir de los 18 años. Esto implica que, de no haber un cambio reglamentario, nadie podrá batir el récord de precocidad del holandés Max Verstappen, último campeón del mundo, quien debutó con 17 años en 2016 para la escudería Toro Rosso. 

También el corredor debe tener 40 unidades que estén vigentes al momento de estrenarse en la Máxima. Vale aclarar que más allá de que se lleguen a las 40 unidades, 25 de ellas se deberán haber sumado en las últimas tres temporadas o, en su defecto, haber corrido un mínimo de seis carreras en F-2. Además hay que tener 300 kilómetros previos arriba de un F1.

Los equipos de Fórmula 3 no solo miran a corredores de la F4, también fijan sus ojos en la Fórmula Renault Europea.  Coronarse en la FRE otorga 25 puntos FIA. La Argentina tiene su certamen de FR, pero no otorga unidades FIA. En Fórmula 3 y la Fórmula 2 se otorgan 30 y 40 puntos FIA a los respectivos campeones.

El sueño de volver a tener un piloto nacional

Colapinto y el camino al éxito

En Argentina el sueño de volver a tener un piloto en la Fórmula 1 parecía cada vez más lejano, hasta que el equipo “Van Amersfoort Racing” fijó sus ojos en el joven de Pilar, Franco Colapinto. El joven de 18 años se inició en los campeonatos nacionales de karting que lo llevaron a ganar en la disciplina de karts en los Juegos Olímpicos de la Juventud en Buenos Aires en 2018. En ese mismo año, en la Formula 4 española ganó uno de los campeonatos, acción que repitió al año siguiente pero en todos los demás de la categoría.

En 2020 le llegó la posibilidad que tanto deseaba y el MP Motorsport lo incorporó a sus filas de la FRE. Tras dos buenas temporadas , el equipo Van Amersfoort decidió incorporarlo tras sus buenos rendimientos en las practicas de postemporada de F3. Asi en 2022 llegó el tan ansiado debut no solo de la escudería en la categoría sino también el del jóven argentino que la lleva cuatro carreras en las que finalizó 25 (a parrilla invertida), 5, 1 y 22 (a parrilla invertida).  

Franco Colapinto celebrando su victoria en F3

Colapinto es una gran esperanza para todo el automovilismo argentino y sumado a eso la visibilidad que otorga para un país albergar un GP de F1 es seductora para cualquier Gobierno. Y sobre todo en épocas electorales. Para muchos puede sonar inverosímil. Sin embargo, a fines de 2020 -al mismo tiempo que se programaba el regreso del público a los espectáculos deportivos de manera masiva-, el Ministerio de Turismo y Deportes de la Nación ponía en marcha el proyecto “GP de la República Argentina” de F1.

El deporte y la competencia post pandemia

El ministro Matías Lammens se lo estableció como meta para su agenda y junto a sus asesores se iniciaron las gestiones. Ya hubo conversaciones con Stefano Domenicali, el CEO de la F1. El interés del Gobierno era ingresar al calendario 2023 de la F1.

Aunque las puertas se abrirían para la Argentina recién a partir desde el 2024, debido a la reciente entrada de nuevas plazas que ayudaron a reactivar al circo en tiempos de pandemia. Teniendo en cuenta el posible ascenso de Colapinto a la F2 en 2023 y soñando con su saltó al año siguiente a la F1, sería un hito histórico para el país que vuelvan tanto un piloto argentino como su gran premio en el mismo año. 

En tiempos de la dirección de Bernie Ecclestone, Buenos Aires era la única opción que aceptaba el mandamás. En cambio, Domenicali estaría abierto a escuchar propuestas. Desde el Gobierno analizan distintas opciones con sus pros y contras: Termas de Río Hondo (Santiago del Estero), El Villicum (San Juan), Buenos Aires y Mar del Plata.

Video: posibles circuitos de F1 en Argentina

Las dos primeras opciones son interesantes por sus autódromos, lo que agilizaría los tiempos al momento de negociar el GP, aunque la infraestructura de sus ciudades es el punto más flojo para recibir a la F1. Buenos Aires debería realizar grandes obras en Autódromo Oscar y Juan Gálvez. Y Mar del Plata es la ciudad argentina que Turismo quiero mostrar al mundo, pero es un proyecto, hoy por hoy, lejano. Igualmente no pierden la fe, debido a que la F1 viene incorporando muchos circuitos callejeros como Qatar, Saudi Arabia , Miami o Las Vegas, en argentina propondrían uno similar. 

Ruben Salerno opina sobre los circuitos para la vuelta de la Fórmula 1 a Argentina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

18 − 17 =