El boom turístico genera en el país miles de nuevos empleos para jóvenes 

Compartilo
Listen to this article

Hoteles y restaurantes fue el sector que tuvo un mayor crecimiento del empleo registrado. En el rubro gastronómico se necesita personal de cocina, mozos y camareras y, en el rubro hotelero, camareras y personal de recepción. Con el lanzamiento de Previaje, en sus tres ediciones, se dió un explosivo crecimiento en el turismo interno. Para 2023 esperan batir todos los récord.

De acuerdo al último reporte del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, “hoteles y restaurantes” fue el sector que mostró mejor desempeño en el crecimiento del empleo registrado, con un alza de 25% en agosto respecto del mismo mes de 2021. También lideró el crecimiento mensual: creció un 0,9% en agosto de 2022 respecto de julio, acumulando 14 meses de resultados positivos.

“En septiembre, el último dato disponible, los empleos en el sector de alojamiento superaron los 14.300 puestos de trabajo y alcanzan un 91% de los niveles pre pandemia, mientras que, el empleo en el sector gastronómico alcanzó los 69.000 puestos de trabajo, superando los niveles de 2019”, afirman desde el Observatorio del Ente de Turismo de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. 

Fuente: Canva

Frente al actual impacto positivo del turismo en el empleo, las expectativas de las empresas respecto a la contratación de personal para los próximos tres meses siguen siendo positivas.  

“Por la característica de nuestra industria, que es estacional, siempre durante el verano, en los destinos turísticos hay mucho crecimiento en la contratación de empleo temporal. Estimamos que este verano no será la excepción, con los excelentes números que estamos manejando y expectativa que esperamos, incluso, superar”, asegura Soledad Santos, vocera de la Federación Argentina de Asociaciones de Empresas de Viajes y Turismo (FAEVYT).

Los registros administrativos del Sistema Integrado Previsional Argentino (SIPA), muestran para el mes de agosto un crecimiento del 0,1% del empleo asalariado registrado. Esta variación implica que unas 6.500 personas ingresaron al empleo asalariado registrado. Si bien el incremento es menor al de los meses anteriores, en agosto se contabilizan 20 meses de crecimiento consecutivo del empleo asalariado formal privado.

Además, la Encuesta de Indicadores Laborales (EIL) informó que el nivel de empleo privado registrado volvió a crecer 0,2% en septiembre. En el mismo sentido, el sector hotelero-gastronómico también lideró, con un crecimiento del 33,7% interanual, en el último Estimador Mensual de Actividad Económica (EMAE) difundido por el INDEC. 

“Todos los sectores de la cadena de valor del servicio turístico hoy se encuentran con un constante crecimiento de los empleos. La capacidad de dinamizar la economía que tiene nuestro sector se está viendo reflejada en los distintos sectores secundarios a nuestra actividad, como los comercios de los destinos turísticos y las economías regionales, que al recibir más turistas generan, también, más empleo”, afirma Soledad Santos.

El renacer del turismo post-pandemia 

Turismo: Hasta agosto se registraban 20 meses consecutivos de crecimiento del empleo registrado

Después de la pandemia se comenzó a mostrar una Buenos Aires diferente que llamó la atención a muchos turistas: una Buenos Aires menos corporativa y más verde donde la gastronomía tuvo un renacer gracias a su nuevo formato ´al aire libre´, donde los rooftops y los lugares en la vereda adquirieron valor”, cuenta Alejandra Rodriguez Díaz, presidente de la Cámara de Hoteles que pertenece a la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés de CABA (AHRCC) y agrega: “Entre el inicio de la pandemia y mayo del 2021 la industria turística perdió 85.000 puestos de empleo registrado. Por eso, cuando hablamos del efecto del Covid-19 en términos económicos, hablamos de la peor crisis que nos ha tocado atravesar”

Sin embargo, según un relevamiento realizado por el INDEC, la tasa de actividad, la tasa de empleo y la tasa de desocupación exhibieron variaciones estadísticamente significativas. La tasa de actividad presentó un aumento de 2,0 puntos (de 45,9% a 47,9%); la tasa de empleo, un incremento de 3,1 puntos (de 41,5% a 44,6%); y la tasa de desocupación, una reducción de 2,7 puntos (de 9,6% a 6,9%).

Con el lanzamiento de Previaje, en sus tres ediciones, se dió un explosivo crecimiento en el turismo interno. Algo que pudo apreciarse, tanto en la temporada pasada como a lo largo de todo este año, con cada fin de semana largo. 

Esta realidad queda evidenciada en un informe realizado por el INDEC el cual detalla que a la Ciudad de Buenos Aires arribaron 85.400 turistas no residentes, con un aumento de 7.161,1% respecto de igual período del año anterior. Se registraron 501.300 pernoctaciones de turistas no residentes cuyo gasto fue de 50,1 millones de dólares; mientras que las pernoctaciones de turistas residentes fueron 544.900 con un gasto de 29,8 millones de dólares.

“Con este nivel de demanda creciente las empresas de viajes y turismo necesitamos recuperar y ocupar las vacantes que habían quedado como efecto de la crisis y volvió a ponerse en marcha la que es, sin duda, una de las grandes características de nuestra industria: la generación de puestos de trabajo genuino en cada rincón del país”, detalla Soledad Santos. 

La movida del verano

Se espera una ocupación por encima del 90% en los principales destinos del país

El Observatorio del Ente de Turismo de la Ciudad de Buenos Aires tiene una proyección de crecimiento del 10% para 2023 en relación a la temporada anterior. Estiman alcanzar los 550.000 turistas nacionales alojados en hoteles, lo que implicaría superar también los niveles de la pre-pandemia.

Desde la Federación Argentina de Asociaciones de Empresas de Viajes y Turismo (FAEVYT) estiman que las ventas, en lo que refiere a turismo interno, son muy buenas de cara a la próxima temporada de verano. “Se espera una ocupación por encima del 90% en los principales destinos del país”, afirman. 

Sin embargo, según Bernardo Scotti, socio gerente de Cool Sports, para determinar el turismo del próximo año se deben tener en cuenta dos factores clave: tanto el impacto de las elecciones presidenciales como la inestabilidad económica. “Este tipo de factores irán marcando el pulso del turismo del 2023 pero es importante para nosotros resaltar que, cuando nuestra actividad crece, automáticamente genera empleo”, agrega Bernardo Scotti. 

Desde la Asociación de Hoteles de Turismo de la República Argentina (AHT) esperan una excelente temporada para el sector turístico este verano, tanto en destinos líderes como la Costa Atlántica, como así también en destinos de la Patagonia, Cuyo, NOA y Córdoba

“El recupero del turismo receptivo es determinante dado que previo a la pandemia representaba más del 50% del gasto turístico en Argentina. Un claro ejemplo para esta temporada es la vuelta de los cruceros que impactarán en la demanda”, aseguran desde la Asociación de Hoteles de Turismo (AHT). Por ende, estos serán los destinos que requerirán más empleo dentro de los distintos sectores que componen la industria turística. 

Más capacitación

Los puestos de trabajo registrados en las ramas de la actividad turística de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires tuvieron un crecimiento del 13,7%, en relación con el mismo período del año anterior, según el Observatorio del Ente de Turismo. “Se alcanzaron los 135.658 empleos promedio al mes, un 6,3% del total de empleos generados en la Ciudad”, anuncian desde el Observatorio y agregan que: “El crecimiento de los empleos en turismo es superior a la evolución de los puestos de trabajo en las actividades no turísticas (13,7% vs. 1,9%)”

Frente a esta recuperación de la actividad en el sector turístico, los hoteles y restaurantes generan muchos puestos de trabajo directos de calidad, registrados y formales.

“En los próximos meses la demanda de personal en el rubro turístico estará concentrada en los destinos de temporada de verano. A su vez, los proyectos que se reanudaron y los hoteles que se volvieron a abrir post pandemia siguen generando demanda de empleo en todos los destinos”, indican desde la Asociación de Hoteles de Turismo (AHT) y afirman que a nivel local se dió un impacto económico positivo en todo lo relativo a consumo en bares y restaurantes, compras, espectáculos y entretenimiento. 

“En el sector hay mucha demanda en áreas operativas del hotel. Las temporadas altas siempre traen demanda de personal y según los destinos, algunos son por temporada y otros están tomando personal fijo”, aseguran desde la AHT.

Frente a este panorama, los puestos más solicitados en el rubro gastronómico, según Alejandra Rodríguez Díaz son aquellos vinculados a la atención al público y a la cocina, los mozos, las camareras. En cuanto al rubro hotelero se buscan camareras y personal en la recepción.

Sin embargo, no todo fue positivo, luego de la pandemia, para el rubro turístico. Debido a la crisis económica, muchos comercios se vieron obligados a reducir su personal y, de esta manera, quedaron libres muchos puestos de trabajo que necesitaban de una capacitación. Frente a esta nueva problemática la FEHGRA en conjunto con la Secretaría de Trabajo de la Ciudad y el Ministerio de Turismo de la Nación lanzaron programas a nivel nacional para incentivar la capacitación del servicio al cliente, cursos de mozos y camareras, de recepción y de cocina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *